La obra de Casona "La dama del alba" en el Centro Cultural Virgen del Carmen cuando se cumple el 110 aniversario del nacimiento del autor

09-14-2013

El Grupo de Teatro Leído de Ars Creatio dirigido por Eliseo Perez,leyó la obra del dramaturgo asturiano como homenaje a Miguel Ángel Torres Almira director de teatro de la asociación, fallecido, y como cierre de las Fiestas de la Santina del Centro Asturiano de Torrevieja en su treinta aniversario
  Compartir

Las tierras de Asturias, el paisaje y su gente fueron los protagonistas del teatro leído, que la Asociación Cultural Ars Creatio ofreció el sábado 14 de septiembre en el Centro Cultural Virgen del Carmen de Torrevieja. “La dama del alba” una de las mejores obra de Casona, tiene una trama perfecta que dosifica el misterio y provoca constantes sorpresas en el espectador, de forma que cuando parece resolverse un enigma, se encuentra otro.

Eso fue lo que pudieron apreciar el numeroso público que acudió al teatro leído, entre los que se encontraba Enrique Fernández presidente del Centro Asturiano, que este año cumple su 30 aniversario en Torrevieja. Manuel Tévar recordó lo unido que se encuentra este centro a la asociación que preside, ya que tres de los actores-lectores que actuaron en esta obra, han sido pregoneros de las fiestas de la Santina.

La obra de Alejandro Casona, sirvió de homenaje para el primer director de teatro y socio fundador la asociación; Miguel Ángel Torres Almira. Su viuda, Nati Mazón, así como sus hijos y familiares se encontraban presentes. A Nati se le hizo entrega de manos del presidente de Ars Creatio, Manuel Tévar de una placa en memoria de Miguel Ángel recibiendo así mismo el aplauso de todo el público.

Obra “La dama del alba” es una pieza teatral que conserva su propia belleza a través de la lectura “dejando una huella tan honda que es gratificante escucharla para recrearse en ellas” esto fue lo que comentaba el público al finalizar la lectura en el centro cultural. Destacar el papel de los niños Enma y  Germán; los más jóvenes actores-lectores, así como el resto de personajes.

La obra centrada en Asturias, nos habla de una tragedia familiar. La Peregrina personaje central personifica la Muerte; pero una muerte bondadosa, clemente y humanizada. Demostrando que a menudo, es más compasiva, tierna y comprensiva, que ciertas personas. La Peregrina, lamenta lo que muchas veces sucede en su nombre:

“ABUELO: No me fío de ti. Si fueras leal no entrarías disfrazada en las casas, para meterte en las habitaciones tristes a la hora del alba.

PEREGRINA: ¿Y quién te ha dicho que necesito entrar? Yo estoy siempre dentro, mirándoos crecer día por día detrás de los espejos.

ABUELO: No puedes negar tus instintos. Eres traidora y cruel.

PEREGRINA: Cuando los hombres me empujáis unos contra otros, sí. Pero cuando me dejáis llegar por mi propio paso... ¡cuánta ternura al desatar los nudos últimos! ¡Y qué sonrisas de paz en el filo de la madrugada!”

La dama del alba, en suma, es una obra que mantiene la actualidad y con cada lectura (esta es la tercera vez que se ofrece) la asociación Ars Creatio brinda nuevos matices.